A 34 aumentaron los casos activos de covid-19 de coronavirus en la Isla Santa María, producto de dos brotes de contagio que obligaron a cerrar el territorio insular e iniciar urgentes acciones sanitarias.

Además de un brote familiar, las autoridades confirmaron que gran parte de los contagios se originaron en un velorio celebrado en la comuna de Lota, cuyos asistentes, en mayoría, eran de Coronel. Por ese motivo, la Seremi de Salud abrió un sumario, detallando que se habrían reunido cerca de 40 personas, incluyendo menores de edad y muchos sin mascarilla.

Cecilia Soto, encargada de Salud Pública de la Seremi, señaló que los brotes aún están en desarrollo y “probablemente la cifra puede cambiar, tanto de los casos como de los contactos”.

Para frenar la emergencia, autoridades suspendieron los viajes en transbordador desde y hacia la ínsula y se enviaron alrededor de 500 test PCR para una búsqueda activa de casos positivos, número equivalente a un cuarto de la población de la isla.

Desde el Gobierno Regional también se enviaron 10 mil mascarillas.